miércoles, 1 de junio de 2011


Me solían preguntar que si no me daba miedo pasear sola por el cementerio… y yo les contestaba que me daba mucho más miedo lo que pudiera hacerme un vivo que un muerto.


No hay comentarios:

Publicar un comentario